Con Acento Poét.

  Enfermería

  ERE

  Evangelismo

  Misión Urbana

T por una Sonrisa

  Visita a los asilos

  Misión Israel

  Álbum de Fotos

  Arqueología

  Artículos

  Entrevistas

  Forwards

  Locura General

  Reportajes

  Testimonios

  Enlaces

Inicio



REFLEXIONES SOBRE LA LIBERTAD RELIGIOSA

Leí hace algún tiempo un ensayo cristiano que, aunque fue escrito hace unos años, las afirmaciones que lo abren siguen plenamente (y en mi opinión desgraciadamente) vigentes. Entre otras cosas, el autor afirmaba que la democracia es una delicada flor que está luchando por sobrevivir en los campos del mundo. En varios continentes los derechos y libertades más elementales son pisoteados de forma sistemática. Hay países que llevan más de medio siglo desoyendo todas las voces que se alzan para denunciar la situación en la que se encuentran sus ciudadanos. Incluso en nuestra vieja Europa acontecimientos no muy lejanos han hecho despertar fantasmas que se creían erradicados hace tiempo: totalitarismo, genocidios de tipo racista, violencia, etc.

 Para los cristianos la situación mundial no es diferente. Donde las libertades no son respetadas, suelen ser las primeras víctimas, de lo que se hacen eco los medios de comunicación cristianos. En países cuyas raíces culturales no son cristianas, que estaban andando por el camino de la democracia, elementos integristas de su trasfondo religioso están haciendo víctimas de su intolerancia a las iglesias y creyentes nacidos del esfuerzo misionero. En Europa, también están apareciendo algunas señales preocupantes, que al menos en España son especialmente visibles. El creciente secularismo está pretendiendo hacer desaparecer, cuando no crear una creciente hostilidad hacia los valores cristianos. La religión se está considerando cada vez más como algo de índole privado, de lo que no está bien visto hablar en público o pretender convencer a otro de las propias ideas. Todo esto, con el tiempo, podría conducir a una situación semejante a la de la Iglesia primitiva en el Imperio Romano. En España, como ya he dicho, a pesar de estadísticas optimistas sobre la tolerancia y la libertad de opiniones que cuando las escucho me pregunto seriamente de dónde las han sacado, la situación es igual o peor. Llevamos a nuestras espaldas una tradición de siglos de intolerancia, falta de libertades y falsa religiosidad, y esto es algo que no se borra en dos días ni en veinte años. Hoy por hoy puedo afirmar que hay ambientes en España por los que intentar desenvolverse un cristiano evangélico es comparable a abrirse paso en un campo lleno de cardos.

Como afirmaba el autor del ensayo, ante este tipo de problemas podemos asumir dos actitudes. O bien nos encerramos en nuestros propios enclaves (la estrategia del caracol), lo que no soluciona nada y es contrario a los mandatos bíblicos, o bien asumimos de una forma responsable y creativa nuestro papel de ser sal de la Tierra. Esto último, junto con hacer cumplir las normas democráticas allá donde sea posible, creo que debe ser nuestra actitud. Debemos buscar odres nuevos para los valores eternos. Y, lo que es más complicado, que haya vida espiritual que haga brotar más vida espiritual en aquellos a los que sea transmitida. Esta es la misión y el reto de los cristianos de hoy.


Mª Auxiliadora Pacheco


    -Indice de artículos de Mª Auxiliadora
    -Indice general de artículos


© sentirCristiano.com

Mª Auxiliadora Pacheco Morente

Quiénes somos      Contacto      Preguntas Frecuentes